Blog Noticias | Ferias Y Eventos | Fique por Dentro

01 octubre 2019

Cáncer de mama: en Cisa, nuestro octubre también es Rosa

Imagine a una mujer que acaba de descubrir un cáncer de mama. Sufre en privado y trata de enfrentar la enfermedad en silencio, sin ningún apoyo social.

La situación es absurda hoy en día, pero esto fue lo que les sucedió a varias mujeres que lucharon contra la enfermedad hace décadas. La historia cuenta que la situación comenzó a cambiar en la década de 1970, impulsada por el movimiento de liberación de la mujer.

Dando un salto en el tiempo, fue en la década de 1990, en los Estados Unidos, cuando la lucha contra el cáncer de mama comenzó a hacerse más fuerte, con varios estados tomando acciones aisladas que fomentaban la prevención y el control de la enfermedad. Posteriormente, el Congreso Americano aprobó el mes de octubre como la prevención del cáncer de mama.

El movimiento se extendió por todo el mundo y la cinta rosa, lanzada por la Fundación Susan G. Komen for the Cure, también en la década de 1990, se convirtió en el símbolo mundial del mes de la concientización sobre la enfermedad. Actualmente, el movimiento cuenta con la participación de miles de organizaciones que destacan la importancia de la concientización, la educación y la investigación sobre las mamas.

Aquí en Cisa no es diferente: nuestro octubre también es Rosa. Por eso queremos llamar su atención, sin importar el sexo, para que tomen conciencia de los peligros de esta enfermedad.

El cáncer de mama en Brasil y en el mundo

No es de extrañar que necesitemos un mes dedicado a ello. Un estudio realizado por la Agencia Internacional para la Investigación del Cáncer (IARC) concluyó que, a nivel mundial, el cáncer de mama se encuentra entre los tres tipos con mayor incidencia (junto con el cáncer de pulmón y el cáncer colorrectal). Además, de los 185 países analizados, es el que más afecta a las mujeres en 154 países.

En Brasil, una advertencia igualmente importante. El tipo de cáncer más común entre las mujeres, después de la piel no melanoma, es el cáncer de mama (29%). La información fue extraída del sitio del INCA (Instituto Nacional del Cáncer), que aún señala la mayor incidencia de los casos en las mujeres de las regiones Sur, Sudeste, Centro-Oeste y Nordeste.

Para los hombres, este tipo de cáncer se considera poco común. Según la institución, representa sólo el 1% de todos los casos de la enfermedad. 

¿Es posible evitar el cáncer de mama?

Desafortunadamente, todavía no es posible prevenir completamente la aparición del cáncer de mama. Sin embargo, según INCA, cerca del 30% de los casos de cáncer pueden ser evitados con la adopción de buenos hábitos que incluyan:

·       Practicar actividad física;

·       Alimentarse saludablemente;

·       Mantener un peso corporal adecuado;

·       Evitar el consumo de bebidas alcohólicas;

·       Amamantar; y

·       Evitar el uso de hormonas sintéticas, como los anticonceptivos y las terapias de reemplazo hormonal.

La importancia del diagnóstico precoz

Si no podemos prevenir completamente la enfermedad, la buena noticia es que cuanto antes se detecte, más rápido se puede iniciar el tratamiento. Como resultado, a mayor probabilidad de un tratamiento menos invasivo para curar la enfermedad.

Por lo tanto, es importante ser consciente de los signos, que pueden ser:

·       Nódulo (bulto), fijo y generalmente indoloro: es la principal manifestación de la enfermedad, estando presente en cerca del 90% de los casos cuando el cáncer es percibido por la propia mujer;

·       La piel de la mama rojiza, retraída o similar a la piel de naranja;

·       Cambios en los pezones;

·       Nódulos pequeños en las axilas o el cuello; y

·       Flujo espontáneo de líquido anormal a través de los pezones.

A menudo, este tipo de cáncer se manifiesta antes de que los signos sean tan aparentes. Por lo tanto, además del autoexamen de mama, es importante que las mujeres estén al día con sus exámenes.

La mamografía de detección (examen realizado cuando no hay signos o síntomas sospechosos) es una de las estrategias para la detección temprana. En Brasil, el Ministerio de Salud recomienda que el examen se realice en mujeres de entre 50 y 69 años de edad, cada dos años. Según INCA, nuestro país sigue los lineamientos de la Organización Mundial de la Salud y de los países que adoptan la detección mamográfica.

También hay mamografía diagnóstica - que es el examen que se realiza para investigar las lesiones sospechosas de la mama - y exámenes por imágenes (como ultrasonido y resonancia magnética). Ambos pueden ser solicitados a cualquier edad, a criterio médico.

Para confirmar el diagnóstico, el profesional solicita una biopsia del fragmento de nódulo o de la lesión sospechosa. Luego, el material es analizado por un patólogo.

Factores de riesgo: en caso de duda, ¡hable con su médico!

Existen algunos factores que aumentan las probabilidades de desarrollar la enfermedad:

·       Factores ambientales y de comportamiento, como el sobrepeso, el estilo de vida sedentario, el tabaquismo y el consumo de alcohol;

·       Factores en la historia reproductiva y hormonal, como la primera menstruación antes de los 12 años, no tener hijos, el primer embarazo después de los 30 años y la menopausia después de los 55 años;

·       Factores genéticos y hereditarios, como antecedentes familiares de cáncer de ovario, casos de cáncer de mama en la familia (principalmente antes de los 50 años), antecedentes familiares de cáncer de mama en los hombres y alteraciones genéticas (especialmente en los genes BRCA1 y BRCA2).

Los factores de riesgo sirven como advertencia y no tienen la intención de alarmar. Si usted encaja en algunos de ellos - especialmente los genéticos y hereditarios - hable con su médico.

Además, siempre que tenga alguna pregunta o perciba algo en sus senos, no dude en buscar un profesional en el área. Él o ella seguramente sabrá cómo guiarlo de la mejor manera posible.

Entonces, ¿vamos a ser todos parte de esta campaña?

Aquí en Cisa las luces rosas en las máquinas de nuestro sitio son alusivas a la fecha y ayudan a divulgar el Octubre Rosa. Ahora es su turno de difundir la importancia de la prevención del cáncer de mama.

Si usted es mujer, hágase el autoexamen rutinariamente y mantenga sus exámenes actualizados. Si usted es un hombre, incentive a las mujeres a su alrededor a cuidarse a sí mismas. Contribuyamos juntos a revertir las estadísticas del cáncer de mama.

¡En Cisa, nuestro octubre es Rosa! 

 

Quer receber nosso conteúdo?
Cadastre-se abaixo

x